Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog
26 Apr

The Quireboys: This is Rock and Roll at 7 o'clock

Publicado por Musicandrock  - Etiquetas:  #Estuvimos allí

Por Led Purple

El tiempo pasa, pero aún recuerdo el “Monster of Rock” de 1990 con Thunder, Poison Aerosmith, Whitesnake y nuestros protagonistas: The Quierboys.  El éxito del álbum “A bit of what you fancy” (1990) les dio el pase al codiciado escenario de Donington y así poder actuar ante 70.000 almas y empezar una carrera musical llena de altibajos. El grupo llegó incluso a separarse y dejar los escenarios por un tiempo, pero su frontman Spike ha continuado con el espíritu de The Quireboys. Recuerdo la primera vez que escuché a Mariano García  en su legendario programa de radio Disco-Cross presentar la canción “7 O’clock” de unos desconocidos The Quireboys.  Desde ese momento he seguido los pasos de un grupo que tocó el éxito y la fama y que hoy día cuelga el cartel de no hay billetes, pero de salas, no de estadios.

 

Este año 2015 nos han visitado con la excusa de presentar su último trabajo Black eyed son  y han elegido Barcelona, Valencia, Bilbao, León y Madrid. Y en esta última, un 17 de enero y en la Sala El Sol estábamos 500 amantes del Rock viendo a 69 Revoluciones, los teloneros de The Quierboys en Madrid. Nos dejaron con ganas de más, pero el tiempo no perdona  y no pudimos  disfrutar más de estos madrileños, un grupo con muchas tablas en los escenarios españoles y que tienen un rock definido que no defrauda. A los que no los conozcáis os recomiendo que los escuchéis.

 

Escenario de The Quireboys en Madrid (17/01/2015)

Escenario de The Quireboys en Madrid (17/01/2015)

 The Quireboys esperaban su turno, llegó el momento de disfrutar de la banda estrella. Spike apareció con un cubata en la mano y lo primero que hizo fue invitarnos a beber con él,  seguidamente las palabras mágicas de Spike “This is Rock and Roll” y  empezó el concierto del grupo inglés. Desde ese instante no paramos de cantar y vibrar con Spike. El concierto se fue calentando poco a poco, los acompañantes de Spike, un poco fríos al principio, se fueron metiendo en el concierto según pasaba el tiempo.  

 

La artillería sonora fue potente, con una descarga de decibelios que hizo que mis oídos tardasen  dos días en volver a su sitio. Cierto es que las guitarras, teclado y batería apagaban en algunos momentos del concierto a Spike; aunque no puedo decir si fue problema de un mal ajuste en la  prueba de sonido o eran las cuerdas vocales de Spike las que no llegaban. Al final del concierto se comentaba entre los asistentes que no pudieron oír bien la voz de Spike por lo que deduzco que no fue una impresión mía). 

Photo: Rockman, www.rockman.no

Photo: Rockman, www.rockman.no

Algunos fans hacíamos gestos de que queríamos más Spike y menos instrumentos, ansiábamos escuchar esa voz que ha hecho siempre distinto el rock de The Quireboys. Destacaría en especial al baterista de la banda, Danny Thompson, que llenaba de ritmo y fuerza los temas.  Las guitarras (Guy Griffin y Paul Guerin)  y teclado (Keith Weir) ejecutaron con precisión y con mucha caña, pero sin salirse del guion.

 

La banda eligió canciones de todas sus etapas pero de  entre todas  las mejores fueron casualmente las de sus primeros discos,  Wippin` Boy, I don`t love you anymore, There she goes again, Hey you, Sweet Mary Ann( bis) y Sex party (bis)… . Y como no, la canción y el momento que más nos unió con la banda fue cuando Spike sacó su armónica y preguntó “what time is it?”, una pregunta que se está convirtiendo en un clásico ya en sus conciertos,  y toda la sala  gritó al unísono:  “7 O`clock… para mí es la canción que más define la esencia de los The Quireboys.  Espero volver a verlos pronto para poder gritarle de nuevo a Spike la hora.

Comentar este post

Acerca del blog

Blog de Rock, New Wave, Post Punk y Música Alternativa